Un robot bebé de peluche para hacer compañía | TIC y Envejecimiento de la Sociedad

Un robot bebé de peluche para hacer compañía

Aunque a simple vista puede parecer un simple peluche de juguete, lo cierto es que se trata de un bebé robot terapéutico fabricado en Japón: el Babyloid. El robot ha sido diseñado con el único fin de hacer compañía a personas mayores que padezcan de depresión. Babyloid posee una cara redonda con dos puntos negros que parpadean  actuando como si fuesen un par de ojos; y una pequeña ranura a modo de boca que permite simular la sonrisa. También dispone de unos LED en sus mejillas que cambian de color cuando el robot se encuentra contento (color rojo) o triste (color azul).

Desarrollado por Masayoshi Kanoh, un profesor asociado de la Universidad de Chukyo (Japón), Babyloid puede conocer lo que le está ocurriendo mediante una serie de sensores de diferentes tipos (aceleración, temperatura, tacto…). Por ejemplo, cuando el robot está llorando y se le coge para mecerle, éste puede llegar a quedarse dormido.

Kanoh, quién presentó la última versión del Babyloid en una conferencia sobre robótica el pasado mes de noviembre, afirma que su diseño minimalista se debe a que “se debe evitar el aspecto aterrador que puede ofrecer un robot que tuviera una cara con aspecto realista”.

Babyloid es capaz de reproducir más de 100 sonidos diferentes, los cuáles fueron grabados por uno de los hijos de Kanoh cuando aún era un bebé. Además, durante unos estudios experimentales realizados en una residencia de mayores, Kanoh descubrió que los usuarios que interactuaban con Babyloid se veían algo aliviados en algunos síntomas de su depresión ya que permanecían una media de entre siete y ocho minutos con el robot en una sesión total de 90 minutos al día.

Actualmente, el coste de un prototipo de este robot se sitúa sobre los 2 millones de yenes (unos 19500 €), pero Kanoh afirma que cuando Babyloid salga al mercado comercial, se pueda adquirir por unos 100000 yenes (975€).

Fuente: NewScientist

No hay comentarios aún... ¡Se el primero en dejar una respuesta!

Dejar un Comentario